miércoles, 19 de agosto de 2015

Pan integral de calabaza, semillas de amapola, linaza, girasol y pasas.



Ingredientes:

500 grs. Harina integral.
100 grs. Harina de fuerza.
25 grs. Levadura fresca.
60 grs. Miel.
5 grs. Sal rosada del Himalaya.
100 grs. Aceite de oliva.
150 grs. Calabaza al vapor.
200 grs. Caldo de cocer la calabaza. (El agua que hemos puesto para hacerla al vapor).
20 grs. Semillas de girasol.
10 grs. Semillas de amapola.
10 grs. Semillas de linaza.
50 grs. Pasas sultanas.

Elaboración:

Cortamos la calabaza en trozos y la ponemos en la cubeta de la olla encima de la rejilla, echamos agua sin cubrir la rejilla.
Tapamos y programamos la olla:
Modelo D: Menú cocina, 8 minutos, presión baja, válvula cerrada.
Modelo E: Menú guiso, 120º, 8 minutos, presión baja, válvula cerrada.
Ponemos en el vaso del thermomix, la calabaza, el caldo de cocerla y aceite de oliva.
Trituramos 30 segundos, velocidad 7-10.
Añadimos la miel.
Programamos 1 minutos, 37º, velocidad 1.
Añadimos la levadura.
Programamos 30 segundos, velocidad 4.
Añadimos las harinas, sal y las semillas de linaza, amapola y girasol.
Amasamos 3 minutos, vaso cerrado, velocidad espiga.
Dejamos en el vaso que la masa doble el volumen.
Sacamos a una superficie enharinada.
Ponemos las pasas.
Y amasamos un poco para que se mezclen bien. Le damos forma de bola.
Y la ponemos encima de papel de horno.
La metemos dentro de la cubeta de la olla.
Tapamos la olla y dejamos que doble el volumen. Cuando esté un rato que veamos que ha subido la masa, la pintamos por encima con aceite de oliva.
Le ponemos por encima las semillas de girasol.
Volvemos a tapar la olla y dejamos que vuelva a subir otra vez la masa.
Pasado el tiempo de levado de la masa.
Programamos la olla:
Modelo D: Menú horno, 60 minutos, válvula abierta.
Modelo E: Menú horno, 130º, 60 minutos, válvula abierta.
Destapamos la olla y doramos la parte de arriba.
Tapa doradora, 10 minutos, 175º.
Sacamos de la cubeta de la olla.
Dejamos enfriar un poco encima de la rejilla.
Nuestro pan listo.
Tierno y jugoso, con un toque dulce por las pasas.
Y como ya he dicho otras veces, que bien huele.
El corte.
Salen unas rebanadas muy tiernas y grandes.
Con una rebanada ya te has llenado.
Listo para comer.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada